Barcelona derroto de manera cómoda al Espanyol por 4-1 en la ida de los octavos de final de la Copa del Rey, un encuentro que no estuvo falta de polémica tras un encontrón entre Enzo Roco y Leo Messi, ante la situación, el entrenador del equipo culé se pronuncio, “los árbitros deben evitar que el fútbol se convierta en fútbol americano”, en referencia a la tensión que se vivió entre ambos equipos.

“Los límites los ponen los colegiados y son los encargados de que esto sea fútbol y no fútbol americano. Ha habido intensidad, tensión, me hubiera gustado que no se hubiera parado tanto el partido, pero el ritmo lo marcan los colegiados”, se lamentó.

En cualquier caso, Luis Enrique no quiso valorar la actuación del juez Martínez Munuera, y al ser preguntado por los presuntos gritos entre los dos planteles tras el pitazo final, respondió con cierta ironía: “Eran villancicos”.

Sin embargo, señaló que “es normal que haya tensión en este partido, ya que es un derbi, pero hay que entender la rivalidad desde el lado positivo”.

Sobre el encuentro, Luis Enrique se mostró satisfecho con el resultado.

“Tenía como objetivo que se pudiera jugar el máximo posible del tiempo, jugar de la mejor manera y que los aficionados pudieran disfrutar del partido. Creo que ha sido así. En algunos momentos ha tenido demasiado ritmo, pero hemos cumplido el objetivo del partido. Creo que el resultado ha sido corto ante un rival que se ha defendido muy bien”, subrayó.

Por último, analizó el debut de Aleix Vidal y Arda Turan: “Me han gustado. Arda nos da desborde, criterio con el balón, mientras que Aleix ha tenido buenos minutos”.

https://youtu.be/M22BCvxrDdk