Confiados, pero humildes. Así se puede describir el ambiente en la escuadra uruguaya de River Plate, previo a viajar hasta nuestro país, donde enfrentará el duelo de vuelta con Universidad de Chile, por la primera fase de la Copa Libertadores, donde la ventaja de 2-0 les permite respirar más tranquilos.

De hecho, su presidente Renzo Gatto fue claro en conversación con Ovación al reconocer que “River está cumplido con lo que uno podía esperar en la previa al partido de ida. Ahora, obviamente, uno aspira a más y tiene que apuntar a lo grande. Si la clasificación no se logra voy a estar satisfecho con lo que hizo el equipo”.

Junto con reconocer que “le tenía un poco más de miedo al rival(Universidad de Chile), pero podemos jugarle de igual a igual”, también admitió que existen otros motivos para soñar con una clasificación a la fase grupal, pues sostuvo que “si clasificamos, prácticamente nos permitiría sobrellevar el presupuesto de todo este año“.

Es que no es menor, ya que su presupuesto anual es de 1.5 millones de dólares, y ya recibió 400 mil por su encuentro en Maldonado; entonces si llegan a pasar, podrían desembolsarse 1.8 millones, sin considerar las recaudaciones.