David Pizarro se dio el tiempo de dar una conferencia de prensa para aclarar todos los dichos y todos los rumores, en la conferencia estuvo acompañado de la dirigencia “caturra”, el momento sirvió para esclarecer las palabras del volante hacia el medio La Gazzetta dello Sport, donde se entendía que quería irse de Chile el próximo año.

“Quiero ser campeón con Wanderers; regresé para eso y no me iré. Lo que más quiero es ser un aporte y me quedaré”. Me llama la atención tanto revuelo por si me quedaba o no”, agregando que “tengo la suerte que mi familia se ha adaptado muy bien, en el colegio se han insertado de manera dinámica, rápida. Se armó una polémica que me deja muy mal parado ante mi gente”.

Pese a esto, fue enfático en señalar que “me hago cargo de lo que hablé yo, pero cada uno lo interpreta como quiera. Mantagua me queda lejos, pero son situaciones, ya lo hablé con el directorio, tengo el valor para hablarlo y desde que me como los mocos digo la verdad”, aclarando que el medio italiano lo sacó de contexto.

Si bien había cuadros como Udinese y Carpi interesados en sus servicios, el mediocampista afirmó que “estoy trabajando para el torneo siguiente, que seguramente lo vamos a pelear. Tengo la sensación de que el club está empezando a nivelar hacia arriba”.

Por el lado dirigencial, el presidente de los porteños, Jorge Lafrentz, sostuvo que “David será jugador de Santiago Wanderers, tiene contrato hasta mayo del año que viene y aceptamos sus excusas”.

Artículos Relacionados