Como anticipábamos, el clima es de lo mas complicado, son variantes inevitables y la ciudad de Barranquilla es experta en climas complejos, es por eso que para tratar de sobrellevarlo lo mejor posible el cuerpo técnico adopto un método poco usual para impedir la deshidratación de uno de sus jugadores. Se trató de Jean Beausejour.
Rehidratación con leche. Así se llama tratamiento que nuevamente recibirá el zurdo. “Hace diez años se ha estado estudiando qué líquido provee mejores beneficios que la bebida isotónica y llegamos a la leche”, explica Carlos Jorquera, nutricionista de Universidad de Chile y que también trabaja en el Centro Deportivo de Alto Rendimiento y con el equipo de Copa Davis.

“La leche además de aportarte agua, hidratos de carbono, sodio y otros componentes; te entrega un aporte proteico que ayuda a reparar el tejido dañadoen el ejercicio físico”, explica a AS Chile. La leche debe ser descremada “pues la grasa no sirve” y también sin lactosa “porque más del 50% de la población la rechaza”.

La aplicación más habitual es posterior al ejercicio. “Así lo usamos en la U con varios jugadores y también con deportistas de alto rendimiento. En la U, después de los entrenamientos y los partidos les entregamos un batido proteico con leche“, señala.

“Dependiendo de las horas, se puede aplicar también previo al ejercicio, pero lo más habitual es que la ingesta sea posterior”, profundiza Jorquera, también Director del Magister de Nutrición Deportiva de la Universidad Mayor. “La cantidad depende de cuánto peso perdió el cuerpo durante la actividad física. En condiciones ambientales normales, se pierde entre 2% y 4% del peso. En el calor de Barranquilla se podría perder entre 2% a 6%”, añade.

Matías Salineros, facultativo de Unión Española apoya este método: “Posterior al entrenamiento la leche es mejor para rehidratar que las bebidas isotónicas. No durante la actividad física porque el vaciamiento es más lento y puede generar náuseas”, aporta.